La Influenza puede ocasionar serias consecuencias durante el embarazo
Influenza: Las embarazadas representan un grupo de riesgo

El coronavirus opacó al virus de la influenza en los medios. Pero los expertos advierten que a semanas de comenzar la estación de gripes debe retomarse la prevención contra esta última. No en vano desde hace siglos causa estragos en la humanidad. 

La influenza es altamente peligrosa para un niño en gestación. Por ejemplo, altas temperaturas corporales en las embarazadas suelen asociarse con malformaciones en el feto. Especialmente defectos del tubo neural. De ahí que cada año surjan campañas de prevención desde las más altas instancias sanitarias en cada país, en las cuales las mujeres gestantes son llamadas a participar.

Este año la llegada del coronavirus podría distraer a los grupos vulnerables ante la influenza. La atención puesta en el covid-19 es comprensible. El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, la definió como una “potencial pandemia”. Sin embargo, los expertos insisten en señalar que la influenza es una amenaza más grande e inmediata. E invitan a participar en su prevención.

Virus con diferentes cepas

El covid-19 y la influenza A (H1N1) son virus de transmisión aérea. De ahí que las medidas de prevención sean las mismas. Continua limpieza de las manos (usar agua y jabón, y alcohol gel). Evitar tocarse los ojos, nariz y boca. Dar aviso inmediato ante casos sospechosos, y en ese caso, evitar los lugares concurridos.

El virus de la influenza presenta cuatro tipos (A, B, C o D). Pero tiene la capacidad de mezclarse con cepas que vienen de otras especies como los pájaros o los cerdos. Eso permite la creación continua de nuevos virus de gripe por lo que aumenta el potencial de contagio.

Por ejemplo, la influenza A (H1N1) es un virus que mutó: tenía una parte porcina, otra aviar y otra humana. En 2009 causó una pandemia y cada dos años presenta subidas importantes en las estadísticas. Por suerte ya existe vacuna altamente efectiva de manera que la prevención es posible. Solo es necesario vacunarse cada año.

Una mujer embarazada debe estar atenta a evitar el contagio de la influenza. Porque una vez que la adquiere experimenta cambios en el sistema inmunitario, el corazón y los pulmones. Incluso esto puede ocurrir hasta pasadas dos semanas después del parto. Estas consecuencias hacen que sean más propensas a desarrollar una sintomatología grave.

La vacuna contra la influenza

Durante la maternidad el instinto natural indica evitar riesgos. Así que es común que las embarazadas se pregunten si vacunarse es contraproducente. Pero en ningún caso ponerse la vacuna acarrea la posibilidad de contraer la gripe. Sí, en cambio, uno o dos días después se tendrán ligeros síntomas de ella.

Existe una vacuna en aerosol nasal contra la gripe, que está contraindicada durante el embarazo. En cambio, la vacuna antigripal ha resultado compatible y solo se debe evitar en casos de alergias fuertes al huevo y otras indicaciones que aconseje el médico de cabecera.

Actualmente las vacunas se fabrican de dos maneras. La primera con el virus de la influenza que ha sido «inactivado» por lo que no resulta infeccioso. Y la segunda con un solo gen del virus, para generar una respuesta inmunitaria, pero sin infección.

Respecto a la edad gestacional adecuada, la OMS considera que “el riesgo para el feto de la gripe en la madre es el mismo durante todo el embarazo”. De allí que países como Chile apunten este año a vacunar a todas las embarazadas. Hasta 2019, la convocatoria fue para mujeres a partir de las 12 semanas de embarazo.

La OMS evalúa cada año la efectiva de las vacunas. Cada dos años reúne a un comité de expertos para evaluar las estadísticas relacionadas con la microbiológica y epidemiológica sobre la gripe. Basado en esos estudios se toman decisiones en torno a la composición de las vacunas.

Nos encanta recibir propuestas de temas y sugerencias. Escríbenos a: redaccion@mujerdelsur.cl

También te puede interesar:

Médicos en peligro por escasez de equipos de protección

 

 

Display
Artículo anteriorSabor ancestral en el mate originario de las mujeres de Tavapy
Artículo siguienteEl origen del slogan feminista «Queremos pan y también rosas»

1 Comentario

Deja un comentario